Traducir a tu Idioma

Contenido:

INTERCAMBIO…

Te devuelvo las noches de luna
bañadas de estrellas…
y el ocaso vestido de cielo
en tus ojos de mar…

Y te pido de vuelta las horas
dormida en tu pecho…
y aquellos rotundos latidos
queriéndote amar…

Te devuelvo tus manos de fuego
por mi piel de vida…
y el murmullo lejano en la noche
que me habla de ti…

Y te pido de vuelta mi alma
la que te llevaste…
escondida entre cada mirada
llorando por ti…!

Eileen

3 comentarios:

اري dijo...

¿Y te devolvieron todo aquello que diste? Quizá no deberías anhelar eso. Todas esas cosas, sin ti, ya están muertas. Son pieles que has mudado.

la donna dijo...

que bellas letras..me encantan tus poemas amiga!!soy bella de tag..

Carlos dijo...

Siega que siembras la semilla del poder,
Cosechando dolores o encantos al vivir.
Si obtuviste esfuerzos o dones para sentir:
Vivir o sentir, tu dicha ha sido querer.

Porque habrás vivido con los dones de Dios;
Sintiendo o sabiendo, y aprendiendo a vivir.
Si haz abierto caminos dispuesto a sufrir:
Goza que gozas volando alto tus sembradíos.

Y el calor del sol podrá lastimar tus ojos,
Con las brisas nocturnas enfriándote la piel,
Con amaneceres o atardeceres dulces como miel,
Sufriendo o amando: no carcomiendo despojos.

¡Qué mejor dicha para el hombre el sentir!
Vivir para amar, aún dispuesto a sufrir.
Si haz vivido y amado tú lo haz de saber:
Nada a cambio... por el amor de una mujer.

Y tu vuelo no habrá sido en vano sin felicidad.
Habrás cruzado el firmamento con las estrellas,
Dando gracias a Dios porque existimos por ellas
Y alentaron vivir un trozo de nuestra realidad.